Tratamiento Facial Corrector Masculino

Cuando abordamos un tratamiento facial masculino no debemos olvidar la histología de la piel a la que nos enfrentamos. La piel del hombre dista mucho de los parámetros que manejamos en los tratamientos faciales femeninos. Los tres factores fisiológicos principales que diferencian un tipo de piel de la otra son: el espesor, la firmeza y la secreción sebácea.

La piel masculina es un 24% más espesa que la de la mujer, por lo que es más resistente. Las características de la piel masculina hacen que los hábitos de higiene sean distintos a los de las pieles femeninas.

El hombre tiene una piel más firme y que envejece más tarde, pero sin embargo cuando lo hace, el envejecimiento se produce de forma más “brusca” que en la piel de la mujer.

Las características hormonales de los hombres hacen que la piel masculina secrete más grasa cutánea que la piel femenina. Por tal motivo, la piel masculina tiene más imperfecciones y brillos, sobre todo en la zona T. Por otra parte, los poros foliculares son más grandes y por lo general presenta marcas cicatrizables de acnes. Sin embargo también hay que tener presente que, por lo general, la piel de las mejillas y el cuello al estar sometida al afeitado, tiene una mayor tendencia a la deshidratación y la sequedad.

Las pautas del tratamiento recomendables son:

Limpieza


1) los productos de limpieza a utilizarse deben ser más concentrados y preferentemente del tipo “espumas” o “geles”, siendo más recomendables los limpiadores con alfahidroacidos.

Pulido

2) Es de primordial atención el afinamiento de la capa cornea mediante la utilización de puntas de diamantes, para disimular las alteraciones antiestéticas (poros foliculares dilatados, arruguillas, marcas dejadas por extracciones compulsivas, etc.) llegando a producir peeling mecánico profundo
Oxigenación

3) La utilización de gas de ozono mediante las corrientes de alta frecuencia favorecerán el buen estado de la piel proporcionándole la oxigenación necesaria para mejorar el estado general de la misma.

Tonificación

4) Las lociones tónicas comprenderán no solo la parte antiséptica sino que serán el complemento del tratamiento anti-age. Se recomienda utilizar lociones con colágeno, urea, avena, etc.

Corrección

5) La penetración de producto tendrá mas eficacia realizándolo con electroporación sobre una capa gruesa de producto para mejorar la hidratación cutánea. En este caso podemos utilizar geles liposomados con acido hialurónico, Demae, vitamina c, vitamina e, etc.


El cuidado diario efectuado en el domicilio será primordial para controlar la limpieza, tonificación, y corrección. La duración del tratamiento recomendada es de una vez por semana, aproximadamente 4 sesiones.

Equipos que recomendamos utilizar para estos tratamientos:

Brumipeel: Equipo profesional de puntas de diamante para tratamientos de microdermoabrasión y brumización de lociones o bronceador sin sol.

Alta 4: Equipo de alta frecuencia. Acción curativa, sedante, bactericida y ozonizante de la piel.

Bell O3: Equipo que utiliza el ozono como agente terapéutico en tratamiento estéticos y capilares.

Deepskin Vibra
: Equipo de electroporación y vibración para tratamientos corporales y faciales. Permite la incorporación de activos a través de la piel sin ser un método invasivo.